fbpx

Hackeando al cuerpo con suplementos

¿Cómo “hacer trampas” a tu biología para vivir más?

El sistema biológico humano puede “hackearse”, como su fuera un programa informático, al menos un poco, para evitar su deterioro.

Aparte de los hábitos diarios (que es lo más importante), pueden hacerse más cositas.

Hoy vamos a ver algunos suplementos que se están estudiando y funcionan muy bien en ratones, ya veremos en humanos.

Si tienes cara de ratón, seguro que te funcionan: (todos tenemos un amigo al que le llamaban “el rata” de pequeño, recomiéndaselo).

-Rapamicina: se utiliza para disminuir la respuesta inmune y evitar el rechazo en transplantes de órganos, y a dosis adecuadas puede funcionar para aumentar la esperanza de vida. El problema es que al reducir la eficacia de nuestro sistema inmune, nos debilitaría frente a infecciones, y eso todavía no está resuelto.

No te la tomes hasta que esto no se resuelva.

Los ratones que se la toman a bajas dosis viven un 10 a 15% más.

Curiosidad: su nombre viene de Rapa Nui, o Isla de Pascua, conde están esas estatuas cabezonas en en el Pacífico, “cerca” de Chile. A sus habitantes no les debió funcionar muy bien porque se murieron todos. Vale, fue por la guerra.

-Metformina: es un medicamento que se usa para tratar la Diabetes. Es un fármaco muy seguro, y resulta que aumenta la esperanza de vida. Y protege contra el cáncer. Simula los efectos de la restricción calórica (comer menos es el hábito de viuda que más alarga la longevidad). Este sí te lo puedes tomar si convences a tu médico que te lo recete.

-Resveratrol: está en las uvas y el vino en pequeñas cantidades. Tomado como suplemento parece que funciona. En ratones se aumenta el 20% su esperanza de vida.

Ojo: si quieres alcanzar niveles altos de Resveratrol hinchándote a beber vino tinto tendías que tomar al día varios litros. Te morirías joven de cirrosis, joven. Bueno, joven, que te quiten lo balilao.

 

-NAD y NMN: moléculas de Nicotimanida. (Nicotinamida Adenina Dinucleótido),  son coenzimas que tienen la función de intercambio de electrones y protones y la producción de energía.

Además, prolongan la fertilidad, machote, Por si quieres tener niños siendo abuelo, como Papuchi, el padre de Julio Iglesias. Hey.

No, si te has hecho la vascectomía no creo que seas muy fértil, por mucha que tomes.

-Senolíticos:

Resulta que las células de tu cuerpo, cuando se han dividido muchas veces, empiezan a fallar más que una escopeta de feria y, para evitar producir daños, son capaces de autodestruirse.

Pero a veces no lo hacen y quedan como “células zombies”, soltando citoquinas inflamatorias que dañan tu cuerpo y dañando a las células de alrededor como una manzana podrida pudre el resto de las manzanas del cesto. A estas células zombies se les llana “células senescentes”.

Hay suplementos como la Querquecina  o medicamentos para la leucemia como el Dasatinib  que matan estas células zombies

Aunque la manera más eficaz de matar las células senescentes es el ayuno.

Sí, pasar hambre.

Muchas culturas sabían esto desde tiempos inmemoriales, de ahí  La Cuaresma, el Ramadán…

Prueba a hacer  ayuno intermitente.

¡Ánimo, Joven!

--------------------
Abajo, un botón para ir a otro correo al azar.
¿Qué te deparará el destino?


Deja un comentario

  Acepto la Política de Privacidad.

Arthrosis Clinic te informa que los datos personales que proporciones al completar este formulario serán tratados por el Dr. Luis Gallego (Artrosis.Clinic) como responsable de este sitio web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es gestionar los comentarios que realizas en este blog. Legitimación: Consentimiento del interesado. Como usuario e interesado te informo que los datos que facilitas estarán ubicados en los servidores de Raiola Networks (proveedor de hosting de Artrosis.Clinic) dentro de la UE. Mirar Política de Privacidad de Raiola Networks. El hecho de que no introduzca los datos personales que aparecen en el formulario como obligatorios tiene como consecuencia no poder atender su solicitud. Puede ejercitar su derecho de acceso, rectificación, cancelación y oposición al tratamiento de sus datos personales, en los términos y condiciones previstos en la LOPD dirigiéndose a la dirección de correo electrónico legal@artrosis.clinic así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi sitio web: Artrosis.Clinic, y consultar mi Política de Privacidad.